02 DE MAYO DE 2019

Ser huésped en
Camellas Lloret


Un lugar en el que evadirse, rodeado de una cuidada decoración y desde donde descubrir el sur de Francia. La Maison d'hôtes Camellas Lloret cuenta con únicamente cinco habitaciones y un estilo tan personal en cada una de ellas, que la percepción es totalmente opuesta a la del que se aloja en un hotel, ya que aquí el huésped puede conectar con el espacio, y sentirse dueño de la estancia que ocupa.

Annie Moore, su propietaria, dejó Nueva York y se trasladó a Francia junto con Colin, su marido, y sus tres hijos. Interiorista de profesión, ha aprovechado su conocimiento para transformar esta casa, situada en Montreal, a tan solo 20 km de Carcassonne. La mezcla de estilos (quizás por sus múltiples influencias) es visible en todas las estancias; el mobiliario vintage de los setenta, muebles provenzales restaurados por ella misma, junto con colecciones de objetos y obras de arte  rescatadas del olvido, crean una atmósfera ecléctica y elegante en todo el establecimiento.

Anexo al dormitorio, el baño cuenta con una bañera exenta y pavimento de madera natural, que endulza la dureza de los materiales de este espacio. En cuanto a las estancias comunes del Hotel, igualmente atractivas, deberéis descubrirlas por vosotros mismos. 

WORDS : MARIA MARCET
PHOTOS: CAMELLAS LLORET

WORDS : MARIA MARCET
PHOTOS: CAMELLAS LLORET

Comentario

No hay ningún comentario. ¡Sé el primero!

Deja tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.