Una experiencia con Ford en el Salone del Mobile de Milán

FordSIDM2015_Show_02

La Semana del Mueble de Milán es el escenario en que las firmas más importantes de diseño del mundo se dan cita para presentar sus novedades; en sus siete días de duración, además, la ciudad se vuelca y se transforma en un continuo suceder de showrooms, fiestas, presentaciones o instalaciones, que giran en torno al estilo de vida y el interiorismo. Hasta allí nos desplazamos en un completo viaje de prensa organizado por Ford ya que, por tercer año consecutivo, la marca vuelve a estar presente en el Salone del Mobile, el espacio que aglutina la Cultura del Diseño mundial durante el mes de abril, y lo hace a través de una exposición única de objetos desarrollados por sus diseñadores, aplicando su misma filosofía, estilo estético y los elementos de diseño del nuevo Ford GT, y evocando las ideas que constituyen su base: tecnología, innovación e integración.

FordSIDM2015_Show_67

Especialmente interesante fue la intervención de Moray Callum,  Vice Presidente de Diseño de Ford Motor Company, quien dio la clave de su participación en el Salone, al afirmar que las decisiones de diseño tomadas en Ford, y que son las que finalmente llegan al público, solo constituyen un 10% de toda la creatividad del equipo de diseño; esta es la oportunidad de compartir, de conectar con el consumidor a un nivel diferente y de poner en marcha un ejercicio que va más allá de los parámetros en los que habitualmente se mueven sus diseñadores: crear objetos funcionales, inspirados en su filosofía de trabajo, y que no estén relacionados con la industria de la automoción, es una forma de ejemplificar esa punta del iceberg, los coches en sí mismos, que son el producto final de ese proceso creativo. En ese sentido, es justamente una escultura inspirada en un iceberg la que da la bienvenida al stand, en el cual también pudimos ver una pared en la que se exponían los más de 120 proyectos propuestos para su desarrollo, todos ellos surgidos del desafío que la marca de automoción lanzó a sus diseñadores. Entre los seleccionados se encontraban un velero, una guitarra eléctrica, un futbolín o un altavoz, inspirados en las formas y la concepción del nuevo Ford GT.

FordSidm2015_objects_speaker_017

FordSIDM2015_Show_69

Y  si el diseño, en mayúsculas, vio la luz en el stand de Ford en el Salone, no lo hizo menos en Favilla, ogni luce una voce (cada luz una voz) la singular instalación luminosa e interactiva que tomó la Piazza de San Fedele en Milán. Favilla, chispa en italiano, examina la ciencia de la luz a través de una experiencia visual y sonora que se centra en la manera que tiene la luz de moverse, cómo la ve el ojo y cómo permite a las personas descubrir nuevas formas. Se despliega dentro de dos grandes cajas que alteran la percepción entre un espectáculo deslumbrante de luces, con un efecto similar al que se sentiría en el interior de una geoda.

“Un diseño exitoso requiere algo más que una estética agradable – necesita conectar con consumidores, apelar a sus aspiraciones y sorprenderles positivamente”, cuenta Moray Callum, vicepresidente de diseño de Ford. “Esta instalación lleva a los visitantes a través de un proceso de descubrimiento inesperado que refleja a la perfección la filosofía de Ford, que sostiene que el diseño es un viaje emocional orquestado alrededor del usuario”.

favilla to every light a voice ford salone mobile

???????????????????????????????

 

Reflexión, difracción, refracción, en una experiencia envolvente acompañada de voz y música. En este video nos muestran el proceso creativo que siguió Attilio Stocchi, arquitecto encargado de la instalación:

La arquitectura estuvo presente también a través de la muestra Leonardo a Milano, la más importante dedicada al artista, y que pudimos ver en un pase privado un día antes de su apertura general al público. En las doce salas dedicadas a la misma dentro del Palazzo Reale, pasamos del arte a la ingeniería, de la ciencia a la escenografía, e incluso al mito de Leonardo en otros artistas. Un rato después, mientras compartimos un spumante en el Caffè Trussardi, analizamos en cierto modo la experiencia, una emoción continua de ingenio y creatividad, lo que nos conectaba con la misma conclusión que el día siguiente daría, de nuevo, Moray Callum, quien afirmaba que el diseño es una experiencia única que parte de lo que hemos aprendido en el pasado, buscando su adaptación y superación en el presente. Las personas interactuamos con las máquinas; el modo de hacer que éstas se adapten a nosotros pasa por entender cómo exploramos los interiores, en un vehículo pero también en nuestra vida, puesto que, al final, nuestro coche es la prolongación de nuestro espacio doméstico, y en él.

FordSIDM2015_Show_54

FordSIDM2015_Show_55

 

FordSIDM2015_Show_124

 

Además, asistimos al panel de expertos organizado por Ford, en el que participaron Moray Callum, Joel Piaskowski, Director de Diseño de Ford Europa, Gus Desbarats, Chairman de la Asociación Británica de Diseño Industrial (BIDAS), Salvatore Ippolito, Country Manager de Twitter Italia y moderado por Emanuele Farneti, Director de AD Italia. Hablando acerca de la privacidad, de lo que el individuo está dispuesto a ceder de su espacio personal y de los límites de este espacio. Diseñarlo es también uno de los retos de este potente equipo creativo.

 

1 Comentario

  • cazuelasconletras
    Menuda experiencia, suertuda!

Deja tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.